BUSCAN QUE MUERTE DE BETTY SE CASTIGUE COMO FEMINICIDIO

0
860

Diversos colectivos feministas y organizaciones civiles demandan que la muerte de Beatriz Hernández Ruiz sea investigada y castigada como feminicidio, para lo cual han salido a las calles de Progreso de Obregón a manifestarse contra el presidente municipal y sus colaboradores.

Como se sabe, el jueves 10 de junio por la tarde, familiares, amigos y población en general se manifestó a través de redes sociales y en las oficinas del Gobierno Municipal de Progreso para exigir el esclarecimiento de los hechos y castigar a los presuntos responsables de la muerte de la doctora.

La mañana de este viernes 11 de junio, a través de otro comunicado, se informó que tres mujeres y cuatro hombres, entre policías y auxiliares administrativos de Progreso de Obregón fueron detenidos por el caso del homicidio de la doctora Betty.

La doctora Beatriz Hernández Ruiz, de 29 años y egresada del IPN, murió en la galera de la presidencia municipal de Progreso de Obregón, Hidalgo, donde había sido remitida, tras un accidente vial, sin que se justificara el motivo de su traslado.

Quince minutos antes de su deceso, a su padre le permitieron verla y le pidió que la sacara de ahí, porque la habían golpeado. Cuando regresó, tras intentar conocer los motivos por los cuales su hija estaba detenida, la encontró tirada, mientras el personal del área de retención primaria hacía maniobras de resucitación.

En una primera versión, a través de un comunicado en redes sociales del Gobierno Municipal de Progreso de Obregón, se expuso que la doctora Bety se encontraba en estado de ebriedad y bajo el supuesto uso de alguna droga, también se menciona que la doctora se habría suicidado colgándose de un pedazo de tela en la galera.

La Procuraduría General de Justicia del Estado de Hidalgo (PGJEH) informó el jueves 10 de junio que abrió una carpeta de investigación por el reporte del hospital al que fue llevada por la policía de Progreso, el cual refiere que, cuando los agentes intentaban que la recibieran, ya no tenía signos vitales.