Diez cosas a tomar en cuenta para prevenir las adicciones

0
46

Psic. Lizzette Barrón*

 

 

  1. Manejo de emociones.

Las emociones son reacciones complejas en las que se interrelacionan la mente y el cuerpo, son capaces de generar sensaciones de efecto inmediato placenteras o desagradables que   pueden durar sólo un instante, tener un efecto a corto plazo, orillarnos a tomar decisiones, hacernos actuar de forma positiva o negativa, marcar nuestro futuro como consecuencia de lo que percibimos en un determinado momento.

En general las emociones son un sistema de alarma con respecto a cómo nos encontramos, lo que nos gusta o lo que funciona mal a nuestro alrededor con, con la finalidad de realizar cambios en nuestra vida.

Reconocer nuestras emociones (miedo, alegría, tristeza, enojo, angustia) implica poder integrar lo que sentimos dentro de nuestro pensamiento y considerar su complejidad, empezaremos a descubrir que dominar nuestras emociones y hacerlas partícipes de nuestros pensamientos favorece  a una adaptación adecuada a nuestro entorno.

  1. Manejo de estrés.

El estrés se produce ante cualquier estado que se percibe como amenazante o de tensión, los principales factores que pueden generar estrés en los adolescentes se relacionan con.: Cambios físicos, la familia, amigos, la escuela.

Ya sabemos que hay estrés “bueno” y el estrés “malo”. El primero nos ayuda a mantenernos alerta y en condiciones de enfrentar desafíos; mientras que en el segundo la intensidad y la permanencia de la activación originan alteraciones, tanto físicas como psicológicas.

  1. Fortalecer la autoestima.

Es lo que sentimos acerca de nosotros mismos, sensación interna de satisfacción o insatisfacción consigo mismo. Es la distancia entre la visión que tenemos de nuestra persona y la imagen ideal que queremos alcanzar. Si hay mucha diferencia entre una cosa y otra, nuestro equilibrio se resentirá.

Es el sentimiento valorativo que se compone de conocimiento de sí mismo(a), autocontrol, auto aceptación, y Autonomía. Hay que aprender a decisiones en forma independiente, resolver los propios problemas en lugar de buscar a otros para que lo hagan y manejar la presión que ejerce el medio cuando se hace una escogencia.

  1. Fortalecer la personalidad creativa.

La creatividad  es una cualidad natural del ser humano que permite construir realidades posibles, y así es como se debe entender, estudiar y fortalecer. Regularmente a las personas creativas se les identifica porque  son fluidas, tienden a la originalidad, son sensibles, piensan por sí mismas, son persistentes y comprometidos.

  1. Promover el pensamiento crítico.

El pensamiento crítico es auto dirigido, autodisciplinado, auto regulado y autocorregido, exige la excelencia y el dominio consciente de su uso. Implica comunicación afectiva y habilidades de solución de problemas, y un compromiso de superar el egoísmo de los seres humanos.

  1. Aprender a tomar decisiones.

Tomar decisiones requiere de pensar las cosas adecuadamente, pero también de tener habilidades para controlar las emociones (calmarse, poner atención e identificar la emoción). Suelen ser muy distintas las cosas que una persona elija o haga si se encuentra, por ejemplo, molesta o profundamente triste; en otras palabras, el estado emocional afecta la forma en que cada individuo percibe aquello que le rodea y la manera cómo actúa.

  1. Comunicación asertiva

La Comunicación es el conjunto de relaciones que establecemos en cada momento de nuestra vida,  para ello utilizamos el lenguaje (que es un sistema de señales y símbolos); hablar es una tarea importante pero sobre todo, es una herramienta para servir los demás.

Es importante generar los espacios necesarios para compartir lo más profundo de nuestras vidas, como nuestros proyectos, sueños, miedos, planes, que nos permita conocernos y poder conectarnos a la esencia de nuestros objetivos en común para volverlos una realidad para todos.

La comunicación asertiva es expresarnos de manera sincera y abierta sin lastimar a los demás, ni que ellos estén en actitudes defensivas. Es importante como transmitimos un mensaje, porque generaremos diferentes formas de recibirlo.

La comunicación asertiva siempre va acompañada del “escuchar activamente”. Esta actitud se refiere a nuestra disposición con mucho interés y cuidado por lo que nos cuentan los demás. Y también en la posibilidad de ser empáticos, que es cuando nos podemos “poner en los zapatos de los otros”.

  1. Negociar o rechazar.

Aprender a negociar es fundamental, pues vivimos en sociedad y a veces lo que deseamos o necesitamos se opone a lo que otros necesitan o desean; hay que buscar acuerdos sobre lo que se puede hacer para que ambas partes obtengan algún beneficio. Y cuando negociar no es posible, hay que aprender a rechazar de manera firme las propuestas de otras personas, cuando estas impliquen exponernos a situaciones que nos puedan poner en riesgo.

9.- Mejorar las relaciones interpersonales

Establecer relaciones con otras personas forma parte de la naturaleza del ser humano, ya que regularmente necesitamos a alguien con quien hablar, en quien confiar, y con quien compartir experiencias de vida diaria.

Mejorar esas relaciones mplica dar y recibir amor, cariño y comprensión; hacer amistades que nos permitan conocer  y compartir otras experiencias, ampliar  el conocimiento sobre mi propia forma de ser y la de otros.

Cuando las relaciones interpersonales se ven afectadas es probable que provoque en la persona enojo, frustración, agresividad, ansiedad e insatisfacción, lo que, a su vez afecta  su autoestima y aumenta el riesgo de que la persona se involucre en actividades como consumo de drogas,  desarrollo de conductas agresivas, o aceptar participar en  actividades sexuales de riesgo, como una forma equivocada  de encontrar alivio ante determinada situación.

  1. Informarse.

Si se ha tenido alguna curiosidad o se conoce a alguien que consuma sustancias psicoactivas, es indispensable que se informe de los daños y las consecuencias que estas generan, tanto físicas como psicológicas.

Existen muchos mitos sobre las drogas. Por ejemplo, se afirma que la marihuana es una sustancia natural, pero se oculta que contiene un componente químico llamado tetrahidrocabinol-delta-9, que es altamente cancerígeno, que además genera pérdida de la memoria, disfunción eréctil en hombres, delirio, alucinación, entre otros daños.

*Centros de Integración Juvenil (CIJ) Tula.

Artículo anteriorTula: lo que se juega en las elecciones.
Artículo siguiente¿Son realmente peligrosas las antenas de telefonía?
La voz de Fernando Alfonso es una de las más escuchadas y con mayor credibilidad en el panorama informativo y de opinión en el estado de Hidalgo. Conduce el Noticiero Radiofónico Enfoque de Súper Stéreo 100.5 FM, emisora de NRM Comunicaciones. Dirige AVSI Comunicación, multiplataforma a la que pertenece el Periódico El Origen y la Revista DeFRENTE. Cuenta con estudios de Maestría en Administración de Negocios MBA por la Universidad Latinoamericana, es Licenciado en Periodismo por la Escuela de Periodismo Carlos Septién García. Ha colaborado con W radio 96.9 FM, Radio Fórmula 970 AM y 103.3 FM, Editorial Notmusa, Diario Síntesis. Premio México de Periodismo 2010, otorgado por la Federación de Asociaciones de Periodistas Mexicanos (FAPERMEX)