Select Page

¿Por qué me sangran las encías?

Si la encía sangra, es que no está sana. “Las enfermedades que cursan con una inflamación y sangrado de las encías son la gingivitis, que es una forma más leve y reversible, pues solo afecta a la encía; y la periodontitis, que es una afectación más grave, pues además de afectar a la encía se produce una destrucción de los tejidos de soporte del diente, como son el hueso alveolar y el ligamento periodontal”

 

Motivos que provocan gingivitis

“La Gingivitis es una inflamación reversible de las encías cuya manifestación principal es el sangrado. Puede aparecer a cualquier edad y la causa más frecuente es debido a una deficiente higiene bucodental. Esta inflamación se produce por la presencia de bacterias adheridas en forma de biofilm en la superficie de los dientes.  También puede estar asociada a cambios hormonales durante la adolescencia y embarazo, el hábito de tabaquismo, una alimentación deficitaria (falta de vitamina C), enfermedades sistémicas  y/o tratamientos que afecten al sistema inmune, determinados fármacos, el estrés, entre otros.

 

Posibles complicaciones

Si la Gingivitis progresa y se asocia a otros factores de riesgo, puede evolucionar a una patología más agresiva “La Enfermedad Periodontal” “esta inflamación crónica puede conducir en personas especialmente susceptibles o con factores de riesgo asociados (tabaquismo, estrés, diabetes, etc.) a la pérdida del hueso de soporte de los dientes, a la aparición de abscesos periodontales, retracción de la encía, halitosis, movilidad dental. De manera que si no se diagnostica y trata a tiempo, llevaría la pérdida de los dientes”.

 

Tratamientos disponibles

Hay que valorar la necesidad de un tratamiento específico según sea el caso, pero, “en general, podemos decir que el tratamiento periodontal básico (que consiste en la realización de una limpieza superficial o profunda) ha de estar siempre acompañado por instrucciones en higiene oral y, en algunas ocasiones, por un tratamiento antimicrobiano (con colutorios antisépticos y/o antibióticos específicos) si el dentista lo considera necesario.

 

Es importante prevenir, detectar y tratar la gingivitis. Ante cualquier signo descrito anteriormente: enrojecimiento de las encías, inflamación, sangrado, halitosis (mal aliento) siempre se debe acudir a la clínica dental”, lo más importante es “visitar en primer lugar a tu dentista de confianza y realizar un tratamiento periodontal en caso de ser necesario. Una vez controlada la patología, el dentista deberá de pautar unos cuidados bucodentales específicos, con una higiene oral individualizada a las características del individuo, así como visitas periódicas de mantenimiento para evitar que la inflamación gingival y con ella el sangrado vuelvan a aparecer.

About The Author

De interés

Share This